SINGLE POST

HEALTHY BACK

January 18, 2016

 

 

 

 

 

 

 

Es importante ser consientes de que para poder sostener el peso del cuerpo, la espalda necesita de músculos potentes; sin embargo, al mismo tiempo, debe ser flexible, con el objetivo de permitir un gran número de movimientos.

 

 

 

La espalda, sostiene el cuerpo y permite su movimiento, contribuye a mantener estable el centro de gravedad, tanto en reposo como en movimiento y protege la médula espinal en una envuelta de hueso.

 

 

 

Aunque nosotras somos grandes practicantes de trabajar el cuerpo de forma global, funcionando como cadenas musculares, no olvidamos la importancia de dedicar también algunas sesiones de trabajo al desarrollo de fuerza de forma analítica, ya que nos permite aislar mejor el grupo muscular concreto y concentrar la fuerza, siendo conscientes del músculo implicado.

 

Por eso,  recordaos que siempre será un buen recurso los ejercicios básicos de remo de toda la vida, alternando agarres, ángulos, ejes y planos de movimiento. Os dejo tres imágenes de ejercicios muy conocidos y que siempre resultan una alternativa estupenda para complementar con el resto de ejercicios.

 

 

 

La espalda es una de las zonas olvidadas por el género femenino. Son muchos los casos de clientas que sufren dolores cervicales y sobrecargas en la zona de trapecio, y casi siempre debido a una falta de fuerza tanto en deltoides y en la zona dorsal.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

2016 FEELING THE MOVEMENT